Compartir
Publicidad

Gerard Piqué, afortunado en amores y en el juego, pues también

Guardar
7 Comentarios
Publicidad

Está claro que aquello de…

Afortunado en el juego, desafortunado en amores.

Pero está visto que con Gerard Piqué lo mejor de la sabiduría popular no funciona… ¿quién dijo que uno no podía tener suerte en todas las facetas de la vida? Habrá que preguntarle al futbolista culé la receta, pero está claro que a él la fortuna le sonríe, rey de corazones con su novia Shakira, un as en el fútbol… está claro que lo de Piqué son los naipes y así lo ha querido demostrar.

Por lo visto la semana pasada se plantó en una timba en el casino de Barcelona con unos cinco mil euros para jugar al póquer con las figuras más importantes del panorama internacional en ese juego y salió de allí multiplicando por ocho esa cantidad, unos cuarenta mil euros se llevó de la mesa después de quedar tercero… ¡Ahí es nada! Con eso pagaban algunos que yo me sé casi la mitad de su hipoteca…

Esta vez no quiso darle difusión en redes sociales a la partida y no ha dicho ni mu, al contrario: al casino se fue de incógnito con gorra y gafas como veis en el vídeo, aunque no le sirvió de mucho, porque al final todo el mundo se ha enterado de su hazaña. Ahora lo que nos falta por saber es si es que se ha visto todos los capítulos de ‘Pokerstars’ en la tele, si ya jugaba él al póquer desde pequeño, si simplemente le ha acompañado la suerte del principiante o si es que el tío ha nacido con estrella y no hay que hacerle, todo lo que toca en oro lo convierte (y si es así, ya me espero a Shakira doradísima)...

Vía | Expansión

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos