Compartir
Publicidad

Los hay con suerte y luego viene Ivy Blue y sus regalos de recién nacida...

Guardar
7 Comentarios
Publicidad

No me digáis que no es ternesco el asunto… lo que molaría tener por padre a un cantante famoso para que el día de mañana veas con asombro que tus queridos padres en vez de regalarte patucos y juguetes estúpidos, prefirieron dedicarte unas cuantas canciones en tu honor para que cuando tengamos edad de ir al colegio y nos pregunten por el álbum familiar, podamos sacar unos cuantos discos y decir: a mí mi padre, que es famoso, me componía canciones personalizadas. Que alguien intente superar esto…

Pues algo parecido es lo que le ha pasado a Ivy Blue, que con eso de que papi y mami son cantante profesionales de tomo y lomo, lo de tener canciones para una sola es algo tan normal como lo de comer potitos los primeros días de vida:

El sentimiento más maravilloso que siento, no hay palabras para describir lo que estoy sintiendo

Así comienza la canción que Jay-Z le ha dedicado a la nena y que ha decidido bautizar como “Glory”. Aunque si pegamos un poco el oído nos daremos cuenta que más que una canción parece un diario cantado, porque no se corta ni un pelo a la hora de explicar todos las penurias que la pareja pasó hasta que Beyoncé dio a luz: que su tuvo un aborto involuntario antes de quedarse embarazada, que si la pareja lo pasó muy mal, que si era una niña muy buscada…

Así que ale, quien quiera escucharla (que todo sea dicho, me gusta y me gusta mucho) que le de al play y se empape un poco en la historia de la familia, que tiene pinta que la nena va a dar mucho de que hablar a lo largo de estos años (normal, con semejante parentela…)

Vídeo | Youtube
En Poprosa | Ivy Blue ya es tan guay que se pasa de exclusiva
Vía | Lifeandtimes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos