Síguenos

Jennifer Lopez

Los divorcios de las celebrities, aparte de los millones, son igual de chungos que los de la gente de a pie. Y algunos hasta salen trasquilados, como Jennifer Lopez. A pesar de que siempre la veamos tan divina, ha confesado que las pasó más perras que en vendimia cuando lo dejó con Marc Anthony. Ahora bien, ella ha encontrado un consuelo que suele funcionar estupendamente: un bailarín cachas con veinte años menos que le dé alegría a ese cuerpo serrano.

Cada uno supera las cosas como pilla, oye. Y JLo lo tuvo claro. En cuanto vio que se le podían pasar las penas arrimando la cebolleta con este chaval, la cantante se dio cuenta de que era tontería seguir pasándolo mal cuando está claro que la vida sigue. ¡Y vaya si sigue!

Le pregunté, “¿Por qué no vas a buscarte una novia joven y te piras? ¿Para qué me quieres?”. Y piensas, “¿Cuánto va a durar esto?”. Piensas, vale, en diez años voy a ser así y tú vas a ser así… y los hombres a esa edad… Bueno, pienso de todo. La verdad es que no sabemos qué va a pasar. Estamos encantados en este momento. Nos hacemos felices el uno al otro.

Lo que sí tiene claro, con esto de estar en el ojo del huracán público, es que tiene que ser cauta. Porque un resbalón amoroso es el doble de chungo cuando tienes a chorrocientos mil fotógrafos deseando verte de bajona al salir de casa. Yo no sé qué os parece a vosotros, poproseros, pero la veo súper feliz y muy centrada. ¡Y así, da gusto!

Vía | People
Foto | Facebook oficial de Jennifer Lopez
En Poprosa | ¿Sin regalo de reyes? Marchando una de doble portada con Jennifer Lopez para Harper’s Bazaar
En Poprosa | Para niña ‘fashion victim’, la hija de JLo, ¡qué cría tan posh!

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario