Publicidad

Marta Peñate se refugia en la manguera de Edu tras el chihuahueo de Lester y Elisa en 'La Isla de las Tentaciones 2'

Marta Peñate se refugia en la manguera de Edu tras el chihuahueo de Lester y Elisa en 'La Isla de las Tentaciones 2'
Sin comentarios

Marta y Lester son la crónica de una cornamenta anunciada. Eso va a salir peor que el negocio de los vapers con nicotina en España... Y hay evidencias de ello, ya no podemos decir eso de "no tengo pruebas, pero tampoco dudas", porque ahora sí que las tenemos gracias a estas imágenes inéditas que nos ha proporcionado 'Sábado Deluxe'.

Once años de relación, como los que llevan Marta y Aníbal Lester, parecen inquebrantables, sin embargo, ambos son la evidencia de que con un perrito mexicano que protagoniza una peli en Beverly Hills (el chihuahua llamado Elisa) y el polvito blanco que suelta un extintor homologado por el cuerpo del bombero, ese que protagonizaría el mes de agosto del calendario ligerito de ropa, son más que suficientes para la hecatombe de un romance tan duradero. Y luego la fama la tiene el pobre Tom...

Y es que, mientras que Lester le dora la píldora a la enemiga íntima de su novia, por motivos que aun no logramos entender más que un choque de egos de divas venidas a menos en un programa de cuernos, Marta se refugia en los brazos (por llamar de alguna manera a esos croissants musculares) de Edu, el soltero con el instinto de ir al rescate de una mujer en apuros por la profesión que comparte con el dálmata de 'La patrulla canina'.

Martita

Así los veremos en el programa de 'La Isla de los Golfos' (y no hablamos del accidente geográfico, sino en el accidente en el noviazgo) de esta noche, que también contará con la llegada de Óscar Ruiz y la corona (virus) de Andrea. Un abracito que me da a mí que no va a pasar desapercibido por la tablet en la barbacoa de las confrontaciones, esa que chamusca las relaciones y deja un olor a cuerno quemado que no se quita ni con Ambipur...

Mientras tanto, Amanda, la archienemiga de la canaria en GH 16, asegura que le ofrecieron ir al programa pero pasó de ir porque le pagaban una 'porca miseria'. Además, ha añadido que a Marta Peñate "le palmeaba el toto con Suso" en su edición de Gran Hermano y que de los tres meses que estuvo en la casa, solo se acordó un día de Lester: el que fue a visitarla a Guadalix de la Sierra.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios