Publicidad

Kiko Rivera destapa el truco que usaron Irene Rosales y Anabel para que sus hijas hablaran por teléfono con Isabel Pantoja

Kiko Rivera destapa el truco que usaron Irene Rosales y Anabel para que sus hijas hablaran por teléfono con Isabel Pantoja
Sin comentarios

Tengo entre mis manos la ansiada entrevista que Kiko Rivera ha concedido a Mila Ximénez en 'Lecturas', esa donde el DJ le reclama a su madre 3 millones de euros (que después de lo que habrá cobrado, no le harán ni falta). Esta entrevista es tan jugosita que hemos tenido que ir despiezándola por fascículos (como buenos coleccionistas del salseo que somos). Bienvenidos al volumen 4 de este tíovivo (Agustín) de cancaneo Pantojil: la triquiñuela de Irene Rosales y la prima influencer (Anabel) para conseguir que las nietas de la Pantoja consigan hablar con su ella.

Portada Mila Ximenez Kiko Rivera 47ca35af 591x780

Kiko Rivera le ha contado a Mila cómo se sintió cuando Anabel Pantoja y él se vieron por primera vez después de todo el folletín de Paquirrín: "Anabel llegó a mi casa después de meses sin verla. ¡Fue una alegría tremenda! A mi prima la considero una hermana", ha comenzando describiendo la complicidad que siente por su prima, la reina de la pantosensualidad, su Patry Jordán particular.

Kiko Rivera Anabel Pantoja 1024x766 Kiko Rivera con Anabel, bebiendo el caldillo del pollo a la Pantoja. Con lo agarrada que es Isabel, en esa casa no se tiraba nada, fijo.

Pero nadie esperaba lo que pasaría a continuación, ni un comité de expertos (muy de moda en España) formado por Iker Jiménez, Aramís Fuster y Esperanza Gracia podría haber previsto este suceso paranormal: sonó el teléfono de Anabel. ¿Pero quién sería? ¿Isabel Pantoja? ¿Pablo Motos para que se llevaran la tarjeta de 'El Hormiguero'? ¡NO! Mucho peor: tito Agustín.

El señor más detestado por la mayoría de la familia y más idolatrado por parte de la tonadillera (normal, está todo el día llevándole las maletas) estaba intentado ponerse en contacto con la prima (como el ketchup, aunque ella sea más de mayonesa): "Anabel nos dijo que al día siguiente iba a ir a Cantora. Yo no le dije nada, quiero que quiera a su tía. Entonces llamaron a su teléfono y era mi tío Agustín. Mi prima se fue para el cuartito", ha relatado Kiko con misterio refiriéndose a la habitación de las niñas (supongo).

Agus

El cantante de exitazos como 'Tuboescape' ha seguido narrando los hechos con la misma seriedad con la que los cantantes de reggaetón cantan sus letras, aunque parezcan escritas por una comadreja en celo: "Irene, que es muy cuca, le llevó a las niñas para que hablasen con la abuela. No me enteré en ese momento", ha dicho Kiko revelando el elaborado plan (me río yo de el Profesor de 'La Casa de Papel') que habían improvisado su prima y su mujer para que sus hijas hablaran con la panto-abuelita.

"Cuando me enteré le dije '¡eso no es así!' Me encanta que mis hijas hablen con la abuela, pero ella no ha llamado para hablar con las nietas, se las ha encontrado de chiripa", ha proseguido Rivera.

Irene le pedía que entendiera la situación de su madre que, a los dos días, volvió a escribirle un WhatsApp para poder hablar con las niñas: "Me lo enseñó y le dije '¡Así, sí!'. Habló con las niñas de maravilla. Mis niñas contentas, no tienen culpa. Incluso si mi madre me llamase, sabría que es para hablar con ellas y le daría el teléfono. ¡No quieres hablar conmigo, yo tampoco!", ha zanjado Kiko este relato digno de ser interpretado en los mejores microteatros de nuestro país.

Kiko

Fotos | GTres

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio