Compartir
Publicidad

Heidi Montag, explosiva (no del todo) para Playboy

Heidi Montag, explosiva (no del todo) para Playboy
23 Comentarios
Publicidad


Si Playboy es famoso por sus desnudos, esta vez encontramos uno doble, porque para el número de Septiembre, en el que sale desnuda Heidi Montag, además analizan a la rubia en profundidad y le sacan todos sus secretos o al menos todos los que ella está dispuesta a contar.

En la entrevista que concedió a la revista, Heidi asegura que está a favor de la cirugía estética. Ella no tiene miedo a contarle al mundo que se ha operado y que desde luego, a la vista de los resultados, va a seguir haciéndolo. Es más, confiesa que tiene unas cuantas preparadas, entre ellas un aumento de pecho (si es que Dios da pan a quien no tiene dientes…) para terminar de conseguir el cuerpo perfecto que anhela. Vamos, que la chiquilla quiere tener un cuerpo 10 le cueste lo que le cueste y a costa de gastarse toda una fortuna en ello.

Pero no solo habla de ella, sino que también se mete en temas jugosos.

En la entrevista confiesa porque no quiso aparecer completamente desnuda en la revista. Algunos pensaran que es por respeto a su marido Spencer Pratt pero no, no es así. Precisamente es por culpa de las cirugías de las que hablábamos. Las razones son dos, y bien grandes:

“El cuerpo es una creación preciosa. La razón por la cual no mostré todo es porque planeo hacerme algunas mejoras más. Estoy segura que cuando envejezca necesitare mas retoques. Definitivamente no he terminado con mi búsqueda en el área de la cirugía. Creo que quiero agrandar mis senos para Spencer… Hagamos otra sesión con Playboy de nuevo cuando me haga las mejoras.”

De creación nada monada, que de como te trajo tu madre al mundo a como eres ahora, ha habido unos cuantos bisturies, acompañados de buenos doctores y mejores talones, llenos de ceros. Y son muchos los que la critican por ello. Pero a ella, la verdad, es que le da bastante igual:

“Si no te odian, quiere decir que no estás haciéndolo del todo bien. Si las mujeres no están envidiosas de ti, hablando de ti y tirándote abajo, entonces eres una nerd, y yo nunca querría ser eso.”

Desde luego que no. La envidia es muy mala y parece ser que Heidi se crece con ella. Y se crece y le saca partido porque, así, como quien no quiere la cosa, se acaba de llevar dos portadas del Plaboy ella sola: esta y la que ha dejado sutilmente caer que hará cuando se opere los pechos. Para que luego digan que las rubias son tontas…

Vía | Noticias cada día

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio