Anna Simón: así consigue ganar hasta 20.000 euros después de acabar sus etapas en El Hormiguero y Zapeando

Anna Simón: así consigue ganar hasta 20.000 euros después de acabar sus etapas en El Hormiguero y Zapeando
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

El caso de Patricia Gaztañaga (sí, la de 'El diario de Patricia') ha vuelto a repetirse... Y esta vez en la figura de Anna Simón. La presentadora que estaba día sí y día también sentada en la mesa de 'Zapeando', abandonó el programa para irse a TV3 y lanzar nuevos proyectos... que acabaron estampándose y desapareciendo poco después por falta de audiencia.

Pero ahora, a sus 39 años y alejada de la televisión... ¿De qué vive la Simón? La clave está en las redes sociales. La muchacha supera los más de 700 mil seguidores en Instagram, y esto huele a dinerito. Porque mientras tú deberías tener que pagar por subir esos selfies horribles que subes, a la Simón le pagan (y mucho) por subir contenido.

 

La revista 'Jaleos' se ha puesto manos a la obra en la investigación y le han preguntado a Jaz Díaz, experta en marketing de influencers. Según Jaz, y teniendo en cuenta la cantidad de seguidores de Anna y sus características como influencer, una colaboración con ella "puede situarse en un caché de entre 1.400 y 2.600 euros". Casi ná. Que con eso, como mínimo, te pagas un mes de alquiler en Madrid.

La cosa podría cambiar según la colaboración. La experta se fija en una de las colaboraciones regulares que se encuentran en el perfil de la Simón: con el banco Sabadell. Con ellos colabora mensualmente. "Sabadell lo ha hecho genial con ella. Es una colaboración recurrente, algo que reporta mucha credibilidad a la audiencia". Una campaña, añade, por la que podría estar ganando entre 18.000 y 20.000 euros, además de la posibilidad de estar "recibiendo algún regalo, como el servicio que promociona".

 

Y aquí algunos datos curiosos que nos aporta la revista: un 70% de sus seguidores son hombres, la mayoría de entre 25 y 35 años. Llevamos un tiempo dándole vueltas y fíjate que no conseguimos encontrarle el sentido a estos datos, ejém, ejém... Eso sí, si algo nos queda claro es que nosotros también queremos ser influencers. ¿Dónde hay que echar el currículum?

Foto de cabecera | GTRES

Temas
Inicio