Compartir
Publicidad

Viendo las últimas portadas de Brad Pitt no sé si darle un abrazo o un bocata de chorizo

Viendo las últimas portadas de Brad Pitt no sé si darle un abrazo o un bocata de chorizo
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No conozco a Brad Pitt (más me gustaría) pero aún así, si la psicología, la intuición y mis dotes adivinatorias tipo Rappel no me fallan, diría que no está pasando por sus mejores momentos. Y es que poproseros, yo que siempre me he declarado muy fanssss de este hombre y he gritado el ¡ay, Omá! allá por donde iba, me bajo de la vida y de mi fanatismo, y solo me provoca penica después de ver las últimas tres portadas de GQ Style que protagoniza este mes...

Bras Pitt Gq 1

Con la primera portada solo le daría mi más sincero abrazo a Brad Pitt, incluso le dejaría llorar a lágrima viva en mi hombro sin ningún otro afán (sí, a esto hemos llegado...). Pero es que con esta segunda le haría un cocido, que se está quedando como el espíritu de la golosina. Claro, que el asunto debe ser también por exigencias del guión ya que se está preparando para su nuevo papel en 'Ad Astra', una película en la que interpretará a un astronauta que se convierte en un "náufrago del espacio".

Bras Pitt Gq 2

Y luego solo nos queda esa imagen de mirada perdida. Es como la que se me queda a mí viendo un vídeo de gatitos totalmente abstraída del mundo...

Pero ojo, porque con las fotos del interior tampoco mejora la cosa, hasta en una de ellas tiene los ojos llenos de lágrimas y a mí se me parte el alma, qué queréis que os diga, que una es muy sensible y sigue llorando con cada peli de Disney...

Además, hace declaraciones como que ha dejado el alcohol porque estaba bebiendo demasiado y que se había convertido en un problema, pero ahora está feliz de que haya pasado medio año, que a pesar de que ha sido agridulce, ha conseguido tener sus sentimientos en orden otra vez. De hecho, el alcohol fue de los que ayudó a acabar con su matrimonio... De hecho dice...

No recuerdo ni un día desde que salí de la universidad en el que no hubiera estado bebiendo o me hubiera tomado algo. Cuando formé mi familia detuve todo excepto el alcoholismo. Pero incluso este último año Estaba bebiendo demasiado. Se había convertido en un problema (...). Los niños son tan delicados. Ellos lo absorben todo. Necesitan que las cosas les sean explicadas. Necesitan ser escuchados. Cuando me dejo llevar por el trabajo, no escucho. Quiero ser mejor en eso.

Eso sí, lo que más llama la atención es que Brad ha comentado que para él la separación de Angelina ha sido como "una muerte" y ha admitido estar ahora mismo reconstruyendo la relación con sus hijos.

Pues eso, que más pena que ver morir a la madre de Bambi. Voy a ver si veo otro vídeo de gatitos que esto me ha dado mucha pena...

En Poprosa | Uy, Uy, que el amor habría llamado a la puerta en casa de Angelina Jolie
En Poprosa | Brad Pitt y Angelina Jolie, de no hablarse a llevarse bien ya. ¿Esto de qué va?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos