Publicidad

Brooklyn Decker

Publicidad

Publicidad

Noticias de Brooklyn Decker en Poprosa

Y seguimos con la alfombra roja de los MTV Movie Awards que como quien dice se han celebrado hace un par de horas (en verdad ha sido así, pero bueno…) y que visto lo visto hasta ahora, no ha supuesto muchos quebraderos de cabeza para nuestros famosos, que no han pillado lo primero que han encontrado por casa pero poco les ha faltado. Eso sí, las que siempre acuden guapas como Blake Lively o Leighton Meester, no dejan de hacerlo nunca por muy informal que sea el evento y de momento se alzan como mis dos candidatas preferidas a las mejores vestidas del evento aunque a la vista de lo que viene ahora… igual cambio de opinión.

Emma Stone también estaba radiante la tía con su Bottega Veneta, pero guapa, guapa, guapa. ¿Qué pintaba esta aquí? Pues que hacía los honores de entregar el premio al mejor villano de película junto con Steve Carell y Ryan Gosling que como no podía ser de otra forma calló sobre Tom Felton o más conocido como Draco Malfoy. La peli creo que sobra decir cuál es…

Deslumbrante como siempre. Emma Watson nunca decepciona y esta vez no iba a ser la excepción desde luego. Un Marchesa con predería incrustada y un corte de pelo que sigo diciendo que la favorece todo lo de este mundo y más. Sencilla, discreta, con esos aires a pin-up girl… me encanta. Ya sabéis que con esta chica tengo predilección pero es que nunca decepciona.

Robert Pattinson estuvo especialmente guapo y simpático, dos cosas que habitualmente no suelo decir de él pero que cuando las tiene, pues las tiene y no me las callo. De hecho, durante la ceremonia protagonizó un par de momentos bastante cómicos en el que nos echamos todos unas risas (Ese Robert…) para que luego digan por ahí que es más soso que un pan sin sal. De look poco tengo que deciros, que otra cosa no pero seguro que cómodo iba un rato porque solo le faltaron las zapatillas de andar por casa…

Reese Witherspoon pisó la alfombra roja con su ‘Agua para elefantes’. Muy sencillita, super jovial y risueña (siempre parece que se ha tragado un circo entero ella sola) y aunque no lo parezca, con sus 35 años era la más joven aspirante al premio a la mejor generación, que tenía como combatientes a su lado por el título a Sandra Bullock, Tom Cruise, Jim Carrey, Mike Myers, Adam Sandler y Ben Stiller.

con sus trece añitos ya puede decir que ha llevado un Dolce & Gabbana y ha pisado una alfombra roja. Cuando pienso que yo a su edad estaba descubriendo los pokemon me entra una sensación de haber perdido el tiempo increíble.

otra que también brillo en la alfombra roja aunque no sé si era por ella misma o por ese vestido de Chanel que llevaba que parecía escapada de una copa de champán cual burbujita. Aun así iba muy guapa, muy radiante y con ganas de twittear porque fue una de las pocas que nos estuvo informando durante toda la gala de lo que pasaba o dejaba de pasar.

Minipunto para Selena Gómez y su Giambattista Valli. Increíble lo guapa que iba y lo recuperada que la veo. De verdad que me hizo muchísima ilusión poder verla así de feliz en la entrega de premios. Se lo pasó teta, estuvo incluso en la cabina del DJ pinchando y desde luego dejó a todos bien claro quien es la que manda en este tipo de saraos (ella no, por desgracia)

Lily Collins, la hija de Phil Collins, optó por un print animal de Dolce&Gabbana y unos Christian Louboutin (todavía me asombro cuando no le veo dentro de la lista de los más ricos del mundo a Louboutin… ¡Si todas llevan sus zapatos!) para ver que se llevaba junto con Taylor Lautner por la película Abduction.

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios