Publicidad

Kike Calleja le mete una tremenda colleja a Antonio David PicaFlores por ser, en su relación con Olga Moreno y en el abandono de 'Sálvame', un farsante

Kike Calleja le mete una tremenda colleja a Antonio David PicaFlores por ser, en su relación con Olga Moreno y en el abandono de 'Sálvame', un farsante
Sin comentarios

Que el programa de Telecinco ponga patas arriba la relación del ex de Rocío la chunga Carrasco con Olga Moreno no es suficiente para que Antonio David Flores cierre el grifo y deje la planta industrial del salseo que es 'Sálvame'. Y es que, desde que empezó la batalla campal (Flores y Campos, todo muy del campo), Anthony Deivid es el perejil de todas las salsas, y él encantado.

Kike Calleja, un hombre que podría definirse como un reportero venido a más gracias a ser el sicario de las Campos por una amistad con derecho a roce con Terelu en el pasado, le ha dado un ultimátum a Antonio David pidiéndole que hable ya de una puñetera vez. Y es que es verdad, se pasan más tiempo diciendo "el día que yo hable..." que hablando de verdad, una amenaza muy de tertulia cervecera de critiqueo entre amigos, aunque a la siguiente ronda ya estás aflojando la lengua...

El hombre con más cuento del mundo, Calleja (no lo digo yo, lo dice un dicho popular), ha sentenciado: "No hagas como la Campos ¡Cuéntalo! No sembréis más sospechas ni más calumnias". Aparentemente, podría parecer que está echando mierda sobre su propio tejado, el de las Campos, literalmente porque son las que le dan cobijo en esto de la tele. Pero no le subestiméis, que es muy listo y está jugando con la psicología inversa. Mini punto para Kike (se escucharía a Alonso Caparrós al fondo).

David PicaFlores parecía no caer en la red de la puesta en práctica del psicoanálisis de Freud realizada por Calleja, sin embargo, este decidió quemar su último cartucho revelando que todas las informaciones relacionadas con las infidelidades de Antonio David venían dadas por gente de su entorno. El malagueño con voz de artista de cante jondo o de fumador habitual de Camel se desvanecía, casi desapareciendo y haciéndose cada vez más pequeño a lo pulgarcito frente al gigante verde de los guisantes de Kikerechu.

¿Cómo continuará en esta historia? No os preocupéis que lo sabremos, porque mucho amenazar Deivid con que se iría de 'Sálvame', diciendo que lo primero es lo primero, y luego no hay quien le suelte del trenecito de dinero que le está dando todo este asunto. Estamos más hartos de Antonio David que de las mascarillas, con eso lo digo todo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios