Tenso enfrentamiento entre Marta Riesco y Anabel Pantoja: la reportera mete a tita Isabel en la disputa y la de 'Sálvame' la acusa de comerse sus langostinos

Tenso enfrentamiento entre Marta Riesco y Anabel Pantoja: la reportera mete a tita Isabel en la disputa y la de 'Sálvame' la acusa de comerse sus langostinos
Sin comentarios

La novia de Antonio David Flores que sigue queriendo levantarse a las cinco de la mañana para abrir la redacción de 'El Programa de Ana Rosa' y que se negaba rotundamente a convertirse en el personaje que ya es protagonizó ayer un verdulero combate dialéctico contra uno de los pesos pesados de 'Sálvame'. 

Anabel Pantoja y Marta Riesco se metieron en el barro del salseo con Kike Calleja como intermediario en su conexión en directo desde Ginebra, donde la reportera cubre la última hora de la infanta Cristina para sus programas.

Las tertulianas han empezado a tirarse los trastos a la cabeza a raíz de que Anabel Pantoja contara un supuesto affaire lésbico que Marta Riesco protagonizó una Nochevieja en Cantora.

Una información digna de canción de Mecano que la churri de AntonioDá no solo se ha negado a confirmar ni desmentir, sino que también le ha servido como pretexto para lanzar una repugnante amenaza a Anabel Pantoja: "Voy a ir por lo civil y por lo penal contra Anabel Pantoja. Yo sí creo en la Justicia. Tú al banquillo como a tu tía", ha lanzado la reportera menos dicharachera de la tele utilizando su verborrea periodística.

Anabel Pantoja, diarreica de furia contra Marta, no se ha achantado y ha regalado a 'Sálvame' los mejores minutos de su existencia en este 2022: "Que seas muy feliz con tu novio y que tengas mucha salud, tú llévame donde quieras. A mi tía ni la toques porque tú sí la tocaste en Sevilla para sacarle una entrevista. Eres una mamarracha", comenzaba diciendo la reina de la pantosensualidad.

"Yo no estoy a tu nivel, no me hables, demándame y acuérdate del 31 cariño", continuaba ante los continuos ataques de 'la Riesca', que continuaba emplazándola a los tribunales. Además, la sobrinísima ha resaltado que Marta acabó pidiendo perdón a su tía Isabel y, lo más duro para Anabel, que la periodista arrampló con todos los entrantes (langostinos y ensaladilla) que había en Cantora aquella noche de Fin de Año. "¡Eres una Pink!", ha llegado a decirle la Pantojita a Riesco, que se ha ganado su insulto más personal (pink = pig para Anabé-yoncé).

Temas
Inicio