Publicidad

Natalie Portman lo tiene todo: el Óscar, la boda y el hijo

Natalie Portman lo tiene todo: el Óscar, la boda y el hijo
8 comentarios


Al final parece ser que Heidi la zarigüeya no se equivocaba, como la cigüeña. Natalie Portman era una de las claras favoritas de la noche y así acabó por ser. La verdad es que era todo un poco evidente, tanto o más que cuando jugamos a las tragaperras y lleva sin tocar el premio un buen tiempo que decimos que la máquina esta calentita y a punto de explotar. Pues algo parecido ocurría aquí porque ya había ido calentando motores con múltiples Premios de la Crítica y dos de los gordos: el Globo de Oro y el Bafta. Vamos, que si no se lo daban era porque no querían porque muchos de nosotros estábamos ya casi convencidos de a dónde iba a parar el Óscar a la mejor actriz.

Con su vestido de Rodarte, que dejaba entrever una panza bien hermosa, Natalie Portman solo puedo balbucear unas cuantas palabras (porque menudo discurso largo que se marcó la tipa) de lo emocionada que estaba. Y eso que era la segunda vez que estaba nominada a un Óscar, pero claro, no es lo mismo cuando tienes a todo el público a tus pies, la crítica te alaba y el futuro padre de tu hijo, el coreógrafo de la película Benjamin Millepied, que dejó embarazada a Natalie en mitad del rodaje de la película (claro, tanto baile juntos, tanto roce, tanta coreografía pues acaba pasando lo que acaba pasando) te miro con la cara de mayor orgullo que puede poner: su pequeño cisne negro al fin lo ha conseguido.

A todos no les ha gustado la decisión de la academia y dejar a Annette Bening por ‘Los chicos están bien’, Jennifer Lawrence por ‘Winter’s Bone’, Michelle Williams por ‘Blue Valentine’ y Nicole Kidman por ‘Rabbit Hole’ con las manos vacias (nuestros compañeros de Ambiente G han sido los primeros) y para muchos esto ha sido un poco tongo pero que ella se lo merecía tanto como las demás, de eso no cabe duda. Y ella lo agradeció con un emotivo discurso en el que solo le falto dar las gracias a las señoras de la limpieza por tener el suelo del escenario tan reluciente.

Así que sí, Natalie, se puede decir que este es tu gran año: madre, ganadora de un Óscar y de aquí a nada te vemos en el altar vestida de novia y con una sonrisa de esas de las tuyas que son capaces de derretir hasta al tipo más frío del planeta. Desde aquí te damos nuestra más sincera enhorabuena.

En Poprosa | Si Anne Hathaway se planta un esmoquin, James Franco una peluca y un vestido
Foto | Celebuzz

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios