Publicidad

Antonio David Flores alegó frente a un juez que Rocío Carrasco "pudo ser la causa de las deficiencias con las que el hijo menor nació" para conseguir su custodia

Antonio David Flores alegó frente a un juez que Rocío Carrasco "pudo ser la causa de las deficiencias con las que el hijo menor nació" para conseguir su custodia
Sin comentarios

El bombardeo mediático de la docuserie de Rocío Carrasco, la representante en cubierta de Suiza en Eurovisión 2021 por culpa de la cual llevamos dos semanas cantando agudos en francés, ha significado una dosis de ubicaína para todos aquellos que creímos a pies juntillas la versión de Antonio David Flores como una verdad absoluta.

Ahora no podemos decir que esta historia sea la palabra de Rocío (en doce capítulos y ocupando el 98% de la programación de Telecinco, reservando un 1% para 'Love is in the air' y otro 1% para 'La Isla de las Fornicaciones') contra la palabra de Antonio David, ya que este no va a salir ni como modelo de la teletienda, de esos que comprueban que la máquina de andar se enciende y funciona.

Y es que la palabra de Rociíto viene acompañada, aderezada, complementada con la papela (ché ché documentasión) que lo demuestra, como el informe psicológico en el que un profesional clínico diagnostica un “Trastorno de adaptación en su forma de Reacción Mixta de Ansiedad y Depresión” a Rocío Carrasco, tal y como mostró impreso (a color y a una página, primeras calidades) a cámara en Telecinco y a un juez para avalar el maltrato psicológico recibido y por el que se enfrentaba judicialmente a su exmarido.

Imagen Sin Titulo

El primera instancia de Alcobendas cerró la demanda de divorcio presentada por Antonio David con sentencia en enero de 2001, dando la custodia de los pequeños (por aquel entonces) Rocío y David Flores a Rocío Carrasco.

Sin embargo, el padre de las criaturas, algo rebotado por la decisión final de la jueza, presentó una demanda de modificación de medidas definitivas en el año 2003 a la que ha tenido acceso 'Vanitatis' y donde AntonioDá inviste a su exmujer con unas graves acusaciones sobre la naturaleza de la enfermedad congénita de su hijo David.

Dl U445142 035 Antonio David Flores junto a su hijo David

“La madre, en demasiadas ocasiones, no ha procurado a sus hijos la atención y cuidados que estos precisan. Comenzando en esta su actitud incluso antes de nacidos, como sucedió en el caso de su hijo menor, que pese a las reiteradas llamadas de atención y avisos que los médicos y ginecólogos dirigían a la Señora Carrasco Mohedano respecto a su actitud durante el embarazo como por ejemplo el estricto y rígido régimen de alimentación al que se sometió a doña Rocío, que bien pudo ser la causa de las deficiencias con las que el hijo menor nació”, se puede leer en la demanda  que ha hecho pública el portal del cancaneo fino (y glamouroso) de 'El Confidencial'.

Captura De Pantalla 2021 03 30 A Las 10 06 23

Aunque líneas más abajo, Antonio David añade de forma expresa un "no culpamos a Rocío de las deficiencias de su hijo", el abogado del malagueño no sólo siembra la duda sobre los hábitos de la Carrasco durante el embarazo de su hijo, sino que también califica su actitud como madre de "egoísta y cuyo fin siempre ha sido satisfacer sus deseos y nunca tener en cuenta qué era lo mejor para los niños en cada momento", tal y como se puede leer en el documento.

Captura De Pantalla 2021 03 30 A Las 10 09 31

Vaya, que Antonio David Flores se podría haber marcado ante la ley uno de los clásicos de esos amigos que te dicen "no es por nada pero..." o "yo no es por ser malpensado" antes de soltarte una bomba que demuestra todo lo contrario de lo que te estaban advirtiendo. De hecho, la prota de la docuserie asegura en repetidas ocasiones que el excolaborador de 'Sálvame' le advierte "vas a malparir a mi hijo" como consecuencia de "su locura".

Captura De Pantalla 2021 03 30 A Las 10 10 28

Rocío, en cambio, en el documental daba una versión bastante diferente de los hechos. Según la hija de la folclórica (que no declaran, sino que sentencian con rotundidad) fue Antonio David quien la obligó a hacer esfuerzos nada recomendables para una mujer en su estado durante el verano de 1997, mandándola a casa andando para él quedarse con su churri Sonsoles un día de solano en la playa de Chipiona 'Las Tres Piedras' (cuyo acceso es por carretera) o a las seis de la mañana de la discoteca 'La Brisa'.

Fotos | Mitele Plus

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio