¿El deporte de élite o Anabel Pantoja? Yulen Pereira se moja y toma la decisión

¿El deporte de élite o Anabel Pantoja? Yulen Pereira se moja y toma la decisión
Sin comentarios

Tras abandonar 'Supervivientes', Yulen Pereira se ha visto a obligado a meditar acerca de su futuro profesional. Ser deportista de élite requiere un sacrificio extremo, y teniendo en cuenta que se encuentra en horas bajas, su recuperación será todavía más costosa. Ha perdido fuerza, músculo e innumerables entrenamientos. En este momento tan solo piensa en su historia con Anabel, algo que deberá dejar a un lado si pretende triunfar en el mundo de la espada.

Yulen se ha convertido en un personaje más del mundillo telecinquero. Ahora es el churri de Anabel Pantoja y ya ha concedido su primera exclusiva. El dinero fácil ha llamado a su puerta y él lo ha recibido con los brazos abiertos. No le importan rajar sobre sus sentimientos,  sus padres o sobre su historia con Anabel. El deportista parece encantado con su nueva vida de famoso máximo y, quién sabe, puede que el deporte ocupe ahora aun segundo plano.

En el plató de 'Supervivientes', Yulen se ha enfrentado a las preguntas de los allí presentes y ha solventado cualquier duda al respecto. "Tú me tienes que decir qué sientes por Anabel yo me lo tengo que creer", le retaba Lydia Lozano. "Anabel me ha hablado maravillas de ti y estaba deseando conocerte", contestaba Pereira en modo 'pelota máximo'.

Yulen Pereira, Lydia Lozano y Ion Aramendi
Yulen Pereira, Lydia Lozano y Ion Aramendi - Telecinco

Ion Aramendi, ese presentador que no acaba de pillarle el punto al programa, preguntó a Yulen sobre sus verdaderos sentimientos, y este resolvió respondió tajante: "Estoy enamorado, sí, claro que sí. Mi familia no ha cambiado de opinión, mi familia está feliz cuando yo estoy feliz. Mi madre está mucho más tranquila y mi padre también. Ellos necesitaban hablar conmigo y ya he llegado y se ha calmado todo bastante", aseguraba.

En los que respecta su relación con la Pantojita o el deporte, Yulen ha tomado la decisión definitiva: "Voy a seguir con el deporte como voy a seguir con Anabel, eso no va a cambiar nada", asegura. Es decir, el muchacho pretende entrenar duro cada día mientras su chica se pone fina a pizza con mayonesa cada noche. ¿Conseguirá soportarlo? ¿O la relación acabará siendo insostenible? ¡Já!

Temas
Inicio