La octogenaria de 'First Dates' que pidió el postre antes de tiempo para deshacerse de su cita

La octogenaria de 'First Dates' que pidió el postre antes de tiempo para deshacerse de su cita
Sin comentarios

Por 'First Dates' pasan personajes de todo tipo, pero la última octogenaria pisó el restaurante de Carlos Sobera fue el colmo de los colmos. María, una mujer con las ideas muy claras, no dudó en salir pitando cuando comprobó que Ricardo no buscaba lo mismo que ella. Sin pudor alguno, pidió el postre y mandó a tomar viento a su cita.

A partir de los 80, la vergüenza es algo que desaparece del ser humano, o al menos eso es lo que ha demostrado la última participante de 'First Dates'. Llegó ilusionada al programa, pero cuando se dio cuenta de que Ricardo no era su tipo de hombre, no dudó en terminar el encuentro para borrarlo de su mente cuanto antes.

Ricardo, un hombre de 82 años, le dejó claro a María que quería una compañera de vida con la que no tuviese que compartir piso. Él es un alma libre y tan solo desea una compañera a tiempo parcial, y ella, que buscaba una persona con la que compartir las 24 horas del día, lo mandó a freir churros: "A mí no me gusta estar sola, si tengo una pareja es para estar los dos juntos. Pero bueno, las cosas van como van".

María y Ricardo en First Dates
María y Ricardo en First Dates

Ni corta ni perezosa, la octogenaria llamó a la camarera en mitad de la cita y pronunció las palabras mágicas: "¿Sabes qué? Dije: '¡A tomar viento!'. ¡Niña, ya puedes traer el postre, guapa!". Él, algo sorprendido, asumió aquello como pudo y abandonó el local todavía hambriento.

Temas
Inicio