'Sálvame' de este ataque de risa: Kiko Hernández se descojona en la cara de Paz Padilla tras escucharla repetir que "el amor lo puede todo"

'Sálvame' de este ataque de risa: Kiko Hernández se descojona en la cara de Paz Padilla tras escucharla repetir que "el amor lo puede todo"
Sin comentarios

Paz Padilla es al amor condicional lo que la impresora es a la tinta y el papel, lo que los mormones son a su gomina, pantalón de pinza y biblia sobaquera o lo que los teleoperadores a la hora de la siesta: la parte y el todo, un conjunto inamovible.

La escritora y guionista de 'El humor de mi vida' se ha aferrado al discurso de que el "amor lo puede todo" de tal manera que sería capaz de considerarlo la solución al problema de Djokovic, a una guerra entre estados e, incluso, a la variante 'Oritrón' que ha entrado por la ventana a nuestro país y no sale por la puerta (o algo así). Y claro, a Kiko Hernández le ha entrado la risa floja este martes en 'Sálvame' al escucharla repetir el mismo discursito por vigésimo novena vez en lo que llevamos de año.

Ya la presentadora fue duramente criticada por la audiencia al utilizar este mensaje de que el amor está por encima del bien y del mal, cual gurú de la afectividad, refiriéndose al conflicto que ha separado desde hace años a Rocío Carrasco de su hija Rocío Flores.

Tanto los espectadores de 'Sálvame' como expertos en la violencia de género como la periodista Ana Bernal Triviño condenaron su discurso calificándolo de "peligroso" por poder constituir la justificación fácil a la que se agarran muchos maltratadores a la hora de ejercer cualquier tipo de agresión a sus parejas o víctimas de cualquier otro tipo.

Esta vez Paz Padilla ha empuñado su discurso más repetido que el eslogan del camión del tapicero para hacer alusión a la situación familiar entre Kiko Rivera, su hermana Isa Pantoja, su madre Isabel Pantoja y su prima Anabel. "Vuelvo a decirlo, pero es verdad. Todos se quieren, todos se necesitan, pero nadie da el paso. El amor lo puede todo", sentenciaba esta tarde la presentadora de 'Sálvame' mientras que Kiko Matamoros trataba de reducir su argumento al argumento de una telenovela turca muy bonita.

En cambio, la reacción más clara (o roja) ha sido la de Kiko Hernández, al que se le han vuelto a subir los vatios, pero esta vez no por un exceso de sesiones de rayos uva sino del ataque de risa que le ha entrado al escuchar a su presentadora. "¡Pero es que tú crees que son Santa Mayra de los Cojones y no!", decía el colaborador cachondeándose de la presentadora por su altercado con Mayra Gómez Kemp sin poder parar de reír, provocando a su vez que Paz comenzara a tomarse a pitorreo lo ocurrido.

Temas
Comentarios cerrados
Inicio
Inicio