'Secret Story': Chimo Bayo revela su impactante secreto y Cristina Porta se proclama como la más odiada

'Secret Story': Chimo Bayo revela su impactante secreto y Cristina Porta se proclama como la más odiada
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Señoras y señores, el primer expulsado de la casa de los secretos no es otro que el genio de la mesa de mezclas, el mismísimo Chimo Bayo. Siendo sinceros, el hombre estaba más perdido en 'Secret Story' que un pulpo en un garaje. Aunque parecía que Cristina Porta sería la primera expulsada del reality, ha sido el dj quien terminado saliendo por patas de la casa.

La noche estaba calentita en Telecinco y afloraron los primeros conflictos entre los concursantes. A partir de ahora, la casa de los secretos podría pasar a llamarse 'la casa de las pullitas'. En la primera noche de expulsión, se ha liado parda en el salón de la casa. Jesús (el gemelier) ha discutido con Emmy, Edmundo se ha tirado de los pelos con Terelu y Cristina Porta se ha proclamado como la más odiada del reality.

En cada edición de 'Gran Hermano' hay alguien con el papel de "apartad@", y ese es el rol de Cristina. La periodista deportiva ha discutido con Fiama en los últimos días y en la noche del jueves ha vuelto liarla en directo. Sandra Pica, como buena cizañera, también ha arremetido contra Porta asegurado que piensa nominarla sin parar durante las próximas semanas.

Cristina Porta, concursante de Secret Story en Telecinco
Cristina Porta, concursante de Secret Story en Telecinco

Puesto que Cristina solo cuenta con el apoyo incondicional de Frigenti, todo apuntaba a que sería la expulsada de la noche. Pero las tornas han cambiado. A la audiencia le mola el conflicto de la comunicadora con todo 'pichimichi' en la casa de los secretos. ¿Será Porta la Miriam Saavedra de la edición? ¡Ay madre, esta tía se hace con la victoria!

El que sin duda no ganará 'Scret Story' es Chimo Bayo. Una vez expulsado, ha revelado su secreto: hizo un milagro, como el mismísimo Jesucristo. El dj ha relatado la que fuera la experiencia más 'heavy' de su vida. "En el año 93 recibí una llamada de mi manager para visitar a un chico con cáncer. Llegué asustado, sus padres estaban allí, era muy joven y estaba con un cáncer incurable", relataba Chimo.

"Estuvimos hablando un rato y al poco tiempo me llamaron sus padres y me dijeron que se había salvado. He estado en su boda y en el bautizo de su hijo, es una de las cosas más bonitas que me han pasado", terminaba diciendo Bayo. ¡Qué fuerte!

Temas
Inicio