El temor de Marta Pombo al someterse a su primer retoque estético: así se ha enfrentado al pinchi-pinchi

El temor de Marta Pombo al someterse a su primer retoque estético: así se ha enfrentado al pinchi-pinchi
Sin comentarios

La mayor de las hermanas Pombo se ha estrenado en el maravilloso mundo de los retoquitos estéticos. No hay famosete, 'celebrity' o 'influencer' que se resista a probar la magia del bótox, y aunque el clan Pombo no es proclive a pasar por boxes cada dos por tres, lo cierto es que tanto María Pombo como su hermana Marta ya han pasado por las manos de varios doctores estéticos.

La primera en lanzarse a la piscina fue María. Se operó la nariz hace un porrón de años por motivos de salud, tal y como explicó a través de Instagram, y hace un tiempo, volvió a retocársela para conseguir el resultado perfecto. Y porqué no decirlo, la verdad es que la muchacha parece una barbie, pero con neuronas. Vamos, que lo tiene todo.

La semana pasada, María volvía a pasar por quirófano para someterse a otro retoquito. Desde que el pequeño Martín llegó al mundo, las 'tetis' de María sufrieron una caída que no gustaba a la 'influencer', y como además sufría dolores de espalda, decidió quitarse pecho y todo ha salido a pedir de boca.

Y siguiendo la estela de su hermana, Marta ha decidido someterse a lo que ella misma ha denominado "prevención de riesgos al entrar en los 30". La muchacha ha decidido pincharse un pelín de bótox en la frente para eliminar esas arruguitas tontas que tanto odian los famosestes. Claro, si te pasas el día grabando 'stories' y enseñando el "gepeto", lo suyo es estar a tono para no asustar a ningún 'follower'.

Para someterse a su retoquito, Marta ha acudido a la clínica de la 'influencer' Teresa Andrés Gonzalvo y allí le han dado su ración de bótox. La mayor de las Pombo pasó por la camilla la semana pasada, pero ha sido hoy cuando se ha atrevido a contárselo a sus fans.

"Me daba mucho miedo por dos cosas. Primero por contarlo y hacerlo público porque pasaba olímpicamente de una polémica", confiesa a través de 'stories'. Pese al temor al qué dirán, Marta ha terminado lanzándose a la piscina y ha rajado largo y tendido sobre el tema.

Marta Pombo
Marta Pombo se somete al pinchi pinchi - Instagram

En segundo lugar, Marta estaba 'cagaíta viva' con el resultado. Ahora, varios días después de retocar sus arruguitas, está más feliz que la mismísima Aurah Ruiz después de haberse operado hasta las pestañas. "Este entrecejo pronto va a estar lisito", dice entre risas a través de sus redes.

Temas
Inicio