Anita Matamoros posa con un vestido de 400 lereles y hace una inesperada petición a los periodistas durante los premios Esquire

Anita Matamoros posa con un vestido de 400 lereles y hace una inesperada petición a los periodistas durante los premios Esquire
Sin comentarios

La hija de Kiko Matamoros y Makoke no se pierde un buen sarao. Anoche, Madrid acogía la celebración de los premios Hombre del Año Esquire 2021, donde un porrón de famosetes posaron ante la prensa para fardar de 'lookazo'. Anita Matamoros, una de las 'influencers' más reconocidas a nivel nacional, no quiso perderse el evento y decidió posar ante las cámaras, no sin antes hacer una petición a los periodistas.

Alejandro Sanz, el cocinero Quique Dacosta o Andrés Velencoso fueron algunos de los premiados en la noche de ayer. Entre los asistentes, se encontraban rostros conocidos como Ana Guerra, Alfred García o la mismísima Sara Carbonero, que compartió espacio con su churri, Kiki Morente.

Anita Matamoros, que ha heredado de sus papis el afán por estar presente en cualquier fiestón de alto copete, posó ante los fotógrafos a pesar de que suele evitar las cámaras a toda costa. La hija de Kikito ha manifestado en varias ocasiones que quiere mantenerse al margen de cualquier polémica que tenga que ver con su familia, pero la muchacha no consigue desligarse al 100% de sus raíces Telecinqueras.

Anita Matamoros en los premios Esquire
Anita Matamoros en los premios Esquire - redes sociales

Ayer, la hermana de Javier Tudela se plantó un vestidazo de lo más sexy de la firma 'Irati' y posó ante las cámaras con una condición: que ningún periodista preguntase absolutamente nada sobre su familia. Sin embargo, los reporteros cayeron en la tentación y se interasaron por su relación actual con Kiko Matamoros, su padre. En ese momento, la 'influencer' abandonó el photocall y se adentró en la fiesta, tal y como publica Jaleos.

Anita Matamoros se lo pasa pipa en Esquire
Anita Matamoros se lo pasa pipa en los premios Esquire - redes sociales

La verdad es que la muchacha fue clara, pero no le hizo caso ni el tato. Pero oye, quedémonos con lo monísima que iba la hija de Makoke con un look que superaba los 400 lereles. La joven escogió un vestido cortito con 'brilli-brilli' en la parte superior que combinó con unos guantes largos al estilo Madonna.

Temas
Inicio