María Teresa Campos, hundida y abandonada por Telecinco: Carmen Borrego confiesa la situación real de su madre

María Teresa Campos, hundida y abandonada por Telecinco: Carmen Borrego confiesa la situación real de su madre
Sin comentarios

Desde hace ya un par de años, María Teresa Campos se siente abandonada por la cadena que tantas oportunidades le dio en un pasado. A sus 80 años, la presentadora sigue aferrada a la esperanza de regresar a Telecinco con un programa propio o, al menos, recibir un homenaje a su carrera profesional. Tal y como ha revelado Carmen Borrego en su última entrevista, Teresa se siente como "una mierda".

Desde luego, que fina es la Borrego. Podría haberse limitado a decir que su mami no está en el mejor momento, pero ha preferido meterse en el fango y expresarlo tal y como lo percibe: "Terminar tu carrera pensando que eres una mierda es muy duro", dice sobre Maritere, que debe estar en su nueva choza flipando en colorines con las palabrotas de su retoña.

Acomodada en su pisito de soltera, Teresa parece no estar contenta con su retirada de la pequeña pantalla. Ella jamás quiso decir adiós a sus espectadores, pero fue Telecinco quien decidió largarla tras su último (y desastroso) 'Deluxe'. A raíz de aquello, las puertas de Mediaset se cerraron para la comunicadora.

María Teresa Campos
María Teresa Campos - Telecinco

"Ahora está mejor, le han dado el premio de la Junta de Andalucía. Todo lo que le reconocen profesionalmente le da mucho impulso, porque trabajar desde los 15 años y terminar tu carrera profesional pensando que eres una mierda es muy duro, y mi madre lo ha pensado alguna vez", relata la Borrego en la charla que ha mantenido con Kiko Hernández.

Además, la colaboradora también ha soltado una perlita para su hermana: "Terelu, y le joderá que lo diga, creo que niega a abrirse a tener una relación. Pero casi siempre en su vida ha estado acompañada porque no le gusta estar sola".  ¿Se avecina conflicto entre las Campos? ¿O sabrá Terelu tomarse el comentario con humor?

Temas
Comentarios cerrados
Inicio