Salen a la luz los audios "guarretes" que Iker Casillas envió a una amiguita especial

Salen a la luz los audios "guarretes" que Iker Casillas envió a una amiguita especial
Sin comentarios

A sus 40 tacos, parece que Iker Casillas tiene las mismas ganas de cachondeo que cuando era un veinteañero con el único objetivo de mojar el churro cada sábado noche. El ex de la Carbonero, reacio a comentar cualquier aspecto de su vida privada, se enfrenta ahora a su pasado más "guarrete", cuando envió unos audios subiditos de tono a la que fuera su amiga especial.

Hace ya varios meses, el programa 'Viva la Vida' aseguró tener en su poder unas grabaciones muy comprometidas del portero. En concreto, era José Antonio Avilés, el mentirosete oficial de Telecinco, quien dijo haber conseguido dicho material. Al parecer, Iker Casillas envió unos audios de WhatsApp a una amiga llamada Sara Dénez y, por arte de magia, acabaron en manos de Avilés.

Nada más salir a la luz dicha información, Iker puso el tema en manos de sus abogados con la intención de demostrar que José Antonio, el programa de Emma García y su productora (Cuarzo Producciones) estaban mintiendo como cosacos. Hace unos días tuvo lugar el juicio, y lejos de salirse con la suya, el jugador agachó las orejas al descubrir la existencia de aquellos audios.

 

Tal y como publica Informalia, el ex marido de Sara Carbonero escuchó la grabación en sede judicial, delante de sus abogados, de los acusados y del resto de personas allí presentes. "Son audios guarretes y a Iker se le caía la cara de vergüenza", asegura una fuente a la que da voz el citado medio.

El juicio está visto para sentencia y en los próximos días habrá resolución, pero una cosa ya ha quedado clara: Casillas tiene ganas de ligoteo y, probablemente, no volverá a ronear con una 'chati' a través de WhatsApp. ¡Já!

Temas
Inicio