'La última tentación': el fracaso absoluto (y el cabreo en Twitter) en su estreno que hace dudar sobre el futuro del programa

'La última tentación': el fracaso absoluto (y el cabreo en Twitter) en su estreno que hace dudar sobre el futuro del programa
Sin comentarios

Fíjate que dicen que cuando estás disfrutando algo el tiempo se pasa volando. Y luego hay otras cosas que se te hacen más lentas que un atasco en la M-30 provocado por un coche de caballos. Y este último caso fue, lamentablemente, el del estreno de 'La última tentación'.

Porque las expectativas estaban por las nubes. Todos estábamos nerviosos, necesitábamos vivir el arranque de esta temporada que tanto nos promete y que protagonizan los alumnos repetidores (algunos de ellos re-repetidores, como es el caso de Andrea).

Pues aquí es donde viene el chasco. Porque cuando todo el mundo estaba deseando que empezara el programa... Los espectadores se encuentran únicamente con un resumen de cada pareja. Y chimpón. Nada más.

Así, tal cual. Un programa de unos 45 minutos de duración en el que lo único que se hizo fue recuperar imágenes de las anteriores ediciones para ver qué había pasado cada pareja y cómo están a día de hoy. Sin más contenido. Sin más chicha. Nadita de nada. Vamos, que lo que más juguito tuvo fue el adelanto del próximo programa, que se emite esta misma noche del martes.

El estreno de 'La última tentación', un fracaso de audiencias

Y, por lo que se ve, el público los únicos resúmenes que quiere ver son los del Rincón del Vago la noche antes del examen sobre 'Don Quijote de la Mancha'. ¿Cómo lo demostraron? En las audiencias, amiga, que fueron más bajas que si Canales Rivera tuviera su propio reality a lo Kardashian.

El batacazo en los datos de audiencia fue descomunal. La cuota de pantalla se alzaba únicamente hasta un 11% y 1.596.000 de espectadores de media. Algo muy, muy lejos de los datos a los que estaban acostumbrados en la temporada anterior, que difícilmente bajaba del 25%.

Esto únicamente nos puede hacer pensar... ¿Cómo se desarrollará el resto de edición? ¿Seguirá por la misma línea de bajas audiencias? ¿O meterá un subidón que ni Pocholo en una discoteca de Ibiza a las tres de la madrugada? Habrá que verlo...

Twitter estalla

Y, cómo no, Twitter ha hablado. Y aunque por esas tierras ha habido movimiento, salseo y porras a montones sobre cómo será el futuro de las parejas (nadie augura nada bueno), también se caldeó con una cantidad tuiteros cabreados y necesitados de una valeriana.

Temas
Inicio