Publicidad

Paloma sale de la 'Cueva' con una pintura rupestre dedicada a sus niñas en Instagram

Paloma sale de la 'Cueva' con una pintura rupestre dedicada a sus niñas en Instagram
Sin comentarios

Paloma Cuevas, la elegante mujer que está de moda, sin haber dado muchas señales de vida, ha vuelto, como el pantalón de campana. ¿Para hablar de Ana Soria? De momento, no parece ser su estilo y sigue optando por el glamour que da siempre ser una madre coraje, de esas que dedican pinturas carísimas con mensajes a sus hijas aunque, a sus edades (12 y 8 años), deberían tardar en poder leerlo en Instagram, que no es un lugar para críos.

Mensaje que, hasta la fecha, no ha sido 'me gusteado' por Enrique Ponce, el torero que no quiso a Paloma por querer ser gavilán, ya que se pasea con su nueva novia como si fuera el madurito de 'Pasión de Gavilanes' solo que, en vez de montando a caballo, subido en un cocodrilo hinchable en las playas de Mojácar.

Paloma Cuevas Paloma Cuevas pensando mientras sube la foto qué escribir que mantenga su tasa de elegancia pero que escueza un poco a Peter Ponce y Ana Soria. Imagen de G Tres

Cuevas ha seguido la pauta que marcó con estas declaraciones en ¡Hola!: "es un momento muy difícil... pero ahora no me quiero preocupar por mí. Solo quiero que mis hijas y mis padres estén bien (...) están por encima de todo", dijo la ex de Ponce (el torero, no el colaborador de 'La Resistencia') en la revista con papel fotográfico, acorde a su glamour de la 'Preysler School', con Carmen Lomana de delegada.

No todo son disparidades: Paloma Cuevas dedica mensajes a sus niñas mientras que Enrique Ponce, y su espíritu 'Peter Pan-Michael Jacksonero', sube fotos con otras niñas, las amigas de Ana Soria. Aunque, en este video si que hay ciertas disparidades entre quien sigue mejor el compás de Rosarillo y quien tiene la movilidad más bien de un 'playmobil'.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios